Jorge Arche


Jorge Arche (Las Villas, Cuba 6 de abril de1905- Cádiz, España  9 de noviembre de 1956) fue un pintor que prefirió el retrato, al cual le debemos originales obras en los que recogió la esencia de Fernando Ortíz, Juan Marinello, Rita Longa y Emilio Rodríguez. Fue un discípulo informal de Víctor Manuel, de ahí su preferencia por el modernismo al cual se acercó prácticamente de forma empírica, autodidacta.
Su acercamiento profesional a las artes plásticas sucede a través de dos academias: primero la Fundación Villate en 1918 y más tarde, en 1921, la Academia San Alejandro, donde se gradúa. Gran amigo de Arístides Fernández, frecuentó las tertulias de Emilio Rodríguez, espacio donde coincide con Fidelio Ponce de León, Mariano Rodríguez, René Portocarrero, entre otros artistas.
Su debut en el circuito de las artes plásticas lo realiza en 1935, cuando se da a conocer tras haber ganado uno de los premios de la Primera Exposición Nacional de Pintura y Escultura por La Carta. Dos años más tarde, en 1937, realiza un mural en la Escuela Normal para Maestros de Santa Clara y colabora en el Estudio Libre para Pintores y Escultores, organizado por Eduardo Abela.
Jorge Arche viaja en reiteradas ocasiones a México, donde realiza obras de temas mexicanos, incluyendo paisajes. A partir de 1938 se considera su mejor época. Organizó junto a otros graduados de San Alejandro, en 1940, la creación de la Escuela de Artes Plásticas de Camagüey.  Para entonces, su obra, según los críticos, “es de enérgica y serena seguridad”. Su acercamiento al retrato en esta etapa no lo alejó de otras inquietudes como el paisaje. De esta etapa destaca su José Martí de guayabera y con la mano en el pecho, retratos a Ramón Grau San Martín, a Lezama Lima, Víctor Manuel, entre otros. Muere en el mejor momento de su carrera artística, a los 51 años de edad.
Obras más destacadas: Retrato de Arístides Fernández (1933, óleo sobre tela, 90,5 x 74cm, se encuentra en el Museo Nacional de Bellas Artes); Autorretrato (1935, óleo sobre tela, 84 x 63cm, se encuentra en el Museo Nacional de Bellas Artes); La Carta (1935, óleo/tela, 84 x 71cm); Trabajadores (1936, óleo/cartón, 63,5 x 52,5cm, se encuentra en el Museo Nacional de Bellas Artes); Mi mujer y yo (1937, óleo/tela, 122 x 162cm, se encuentra en el Museo Nacional de Bellas Artes); Retrato de Lezama (1938, óleo/tela, 84 x 71,5cm, Casa Museo José Lezama Lima); Retrato de Emilio Rodríguez Correa (1941, óleo/madera, 86,5 x 71,5cm); José Martí  (1943, óleo/madera, 86 x 68,5cm); Retrato de Víctor Manuel (1944, óleo/tela, 76 x 65,5cm); Paisaje México (1947, óleo/tela, 72,5 x 56cm); Retrato de Rita Longa (1942, óleo/tela, 91,6 x 76,5cm, Colección Familia de Rita Longa); Retrato de Don Fernando Ortiz (1941, óleo/madera, 86,5 x 71cm); Primavera o descanso (1940, óleo/tela, 127 x 152cm, se encuentra en el Museo Nacional de Bellas Artes), entre otras.

No hay comentarios: